Solo soy una madrastra, ¡pero mi hija es muy linda! [8]


05 Jun


Capítulo 8

       Sabelian estaba parado en la entrada, totalmente paralizado, y, a pesar de la distancia entre nosotros, podía ver fácilmente la agitación presente en sus ojos. 

          —... Estuvimos de acuerdo en habitaciones separadas, ¿no? — al verlo así, con su voz temblorosa y todo eso, me hizo sentir un poco altiva. Yo sabía que no le gustaría que yo esté aquí, pero que no esperaba lo que no les gustara a tal punto.

          La atmósfera romántica había envuelto la habitación, en parte debido a las velas aromáticas que se consumían, pero más aún debido a la hermosa mujer que yacía sobre la cama en el centro de la habitación. No llevaba nada más que un simple camisón y estaba rodeada de pétalos de rosa.

          La mayoría de los hombres sonreían con entusiasmo al ver esto, pero sabía que Sabelian era diferente. Cuanto más romántico era, más lo odiaba. Traté de hacerme ver lo más bella posible, incluso yendo tan lejos como para conseguir la ayuda de mis doncellas con mi maquillaje. Incluso me sorprendí de cómo mi apariencia realmente combinaba con la atmósfera de la habitación.

          Y como había esperado, Sabelian se veía furioso conmigo, si, ese profundo ceño fruncido era una indicación de esto. 

          Hmph, tienes el descaro de estar enojado conmigo? ¡ Debería ser yo la que este enojada contigo !

          —... Así que, no has cambiado —

          — ¿Qué quieres decir con que no he cambiado? —

          — Confié en ti cuando prometiste que usaríamos habitaciones separadas. Qué tonto al que debo parecerme ahora — hablaba como si acabara de ser apuñalado en la espalda por su mejor amigo. No creo haberlo visto nunca tan decepcionado, ni siquiera cuando descubrió que Abigail fingió su muerte la última vez. Honestamente, sentía un poco de pena por él ahora.

          ¡No no! ¡No puedes compadecerlo! Tienes un trabajo que hacer aquí, ahora hazlo! 

          Me armé de valor y preparé mi refutación.

          — Planeo cumplir esa promesa —

          Su ceño fruncido se profundizó. 

          — ¿Haciendo esto? —

          — Le pedí que usara habitaciones separadas para que dejara de sospechar de mí. Pero como terminaste desconfiando más de mí al igual que antes, realmente no veo el punto — deslicé deliberadamente un muslo sobre el otro. Podía sentir el estremecimiento de Sabelian.

          —... Dijiste que estabas planeando mantener esa promesa — Sabelian habló con los dientes apretados. Francamente, me sorprendió. Casi esperaba que él ya se hubiera largado, pero él logró soportarlo.

          — Sí, estoy planeando cumplirlo — 

          — ¿Cómo?—

          — Si te disculpas por sospechar de mí, volveré a mi habitación de inmediato —.

          — ¿Y si no lo hago? —

          Le di mi mejor puchero. 

          — Voy a volver a entrar — Sabelian se puso completamente pálido. Decidí que este era el momento perfecto para lanzar el golpe mortal — Me voy a dormir con este babydoll también.

          —……—

          — Estoy usando ropa interior súper sexy debajo, ¿sabes?— levanté la barbilla desafiante. 

          Hmph, ¿qué tal eso?..De solo imaginarlo debe ser pura tortura, ¿no?

          Llegué un poco altiva, pero en realidad me sentía muy nerviosa por dentro. 

          Después de todo, realmente tenía una lencería sexy justo debajo de este vestido. Al principio intenté ponerme algo más simple pero Clara me detuvo. 

          Ella se enojó conmigo por intentar escapar con ropa interior simple en la "noche de cita". Y se las arregló para sacar un conjunto de lencería increíblemente lasciva de la nada. La cosa era prácticamente un hilo, no bromeo.

          Amenacé al hombre con quitarme la bata, pero en serio no quería hacerlo. 

          Oye, Sabelian, apúrate y discúlpate! ¡No quiero mostrarte cómo me veo bajo esto tampoco!

          Después de un momento de silencio, Sabelian se abrió los labios. Su rostro parecía haber recuperado un poco de su calma habitual. 

          — Has cambiado —

          — ¿Qué quieres decir? —

          — Pensé que aprovecharías la oportunidad para tratar de dormir conmigo —.

          — ¿Por qué haría algo así? — me encogí de hombro —¿No te lo dije? Ya no estoy interesado en ti.

          Esto era venganza; venganza por la muñeca de conejo que tuvo que morir por sus pecados inexistentes. 

          Cuando regresé a mi habitación después del incidente, lo volví a reproducir una y otra vez en mi mente, pero no importaba en cuántos aros mentales hubiera saltado, 

          Sabelian estaba definitivamente equivocado aquí. Claro, es justo que sospechara de mí, y terminó rompiendo la muñeca por su sospecha.

          ¿Pero no debería haberse disculpado después de darse cuenta de que estaba equivocado? Le habría perdonado más que fácilmente si él lo hubiera pedido. Pero disculparse ni siquiera se le pasó por la cabeza. En este punto, quería escuchar la palabra "lo siento" salir de su boca al menos una vez. Si no lo escuchara ahora, probablemente tendría que soportar su abuso sin siquiera escuchar una palabra de disculpa de sus labios. 

          — Huir no te salvará. Te seguiré hasta que digas lo si ...—

          — Lo siento —

          ... Oye, ¿no estás siendo un poco demasiado rápido aquí? Este hijo de ...           Realmente me odias mucho, ¿verdad? Esto no me hace feliz en absoluto.  

          — No aceptaré la disculpa a menos que seas sincero al respecto —

          — Sinceramente, lo siento mucho, Abigail — de nuevo con una respuesta inmediata. Me pregunté si sería solo un mecanismo de labios, pero ... su voz era diferente de su tono habitual.

          Me volví para mirar directamente a Sabelian. La ira desapareció por completo de su rostro.

          Realmente no podía decir lo que estaba pensando debido a su habitual rostro neutral e impasible, pero podía decir que sus cejas estaban un poco caídas. ... 

          ¿Realmente lo lamentaba? 

          Me sentí un poco mal por hacer que un hombre tan grande se entristeciera así.

          Enderezé un poco mi postura y terminé rascándome la parte de atrás de la cabeza por pura incomodidad. 

          —... Bueno, no es como si no entendiera por qué lo hiciste, así que te perdonaré —

          —...— Sabelian todavía no dijo nada. Él sólo me miró en silencio. Por alguna razón, sentí que podía detectar un indicio de arrepentimiento real en sus ojos.

          Uf, yo tenía ganas de conseguir una disculpa, pero ....! ¡No puedo tomar esta torpeza!

          Aparté los pétalos de rosa de la cama, apagué las velas y abrí las ventanas para ventilar la habitación, dejando que entrara el aire del exterior. Sin embargo, el olor de las rosas realmente no se fue.

          La habitación estaba a oscuras después de que soplé todas las velas, aunque la luna llena afuera aún iluminaba la habitación hasta cierto punto.

          Ergh, se ha vuelto aún más incómodo sin que hablemos . 

          Abrí mi boca después de un poco de meditación. 

          —... Ya no estoy interesado en tener un hijo o tener poder. Tampoco me importa que me ames. Si quieres tener otro hijo, también podrías tener otra esposa —

          Eso era lo mejor para mi situación, de verdad. Sin embargo, sería molesto si otra mujer como la vieja Abigail entrara. 

          Mientras pueda vivir en paz, no debería haber problemas. Esconderme de la vista de alguien era mi especialidad anterior, después de todo. 

          — Escuché que Karen de la familia Stork era bastante agradable. Si solo ...—

          — No me volveré a casar con alguien dentro de la familia Stork —Sabelian sonaba firme. No había ninguna señal de su antiguo yo apologético; el rey de hielo estaba de vuelta

          — Puedes conseguir a alguien de una familia diferente, entonces —

          — Todos ustedes son tan ...— se pasó una mano por el pelo con total molestia. Sus ojos azules parecían bastante poderosos en ese instante. 

          — No me casaré con ninguna otra mujer ahora o en el futuro. Mi esposa es, y siempre lo serás, tú —

          Mi boca se secó ante sus palabras. 

          ¿Por qué estaba tan serio? ¿Qué? Pensé que me odiaba? No, perece la idea, no bajes la guardia. Él tiene que estar diciendo esto por alguna razón. Este hombre es una bestia. 

          Pero a pesar de saber esto, no pude mantener mis ojos alejados, mordiéndome los labios inconscientemente. Apenas logré apartar la vista de él lo suficiente como para pasar junto a él. Sólo entonces podría decir

          —... Bien. Me voy ahora —

          Permanecer junto a Sabelian por más tiempo solo aumentaría mi sufrimiento; Sentí que mi corazón estaba a punto de explotar. Le di un breve asentimiento y salí. Mi cuerpo estaba frío como podría ser por el aire primaveral, pero el olor a rosas permanecía en mi cabello.

۩۞۩

          Me sentí bien al cepillarme el pelo. Mis doncellas me estaban mimando mientras me recostaba en mi sofá. Ah, así es como sabe el poder. Al principio se sentía incómodo, pero en algún momento comencé a disfrutarlo. Clara acarició cuidadosamente mi cabello mientras le aplicaba aceites. Olía a rosas.

          El olor me recordó el incidente de unos días atrás, cuando salí torpemente de la habitación de Sabelian. Empezamos a usar habitaciones separadas de nuevo después del incidente, así que no tuve que volver a verlo. Realmente fue bastante agradable. Mi corazón amenazó con salir de mi pecho cuando recordé esa cara suya de la última vez.

          Ughhh, qué cara tan peligrosa .

          Ya era suficientemente malo ver caras como esas en la televisión …

          — Clara, ¿podrías usar algo más que rosas la próxima vez? —

          — Sí, Mi Señora — Clara siguió cepillando mi cabello mientras respondía. En medio de esto, sin embargo, su mano se detuvo.

           — Um ... Lady Abigail? —

          — ¿Qué? —

          — ¿Pasó algo esa noche? —

          — ¿Esa noche? —

          — Cuando fuiste a su habitación —

          Eh? ¿Por qué está hablando de eso ahora? 

          Miré a Clara con los ojos muy abiertos. Ella se veía terriblemente nerviosa.

          Ella murmuró un poco antes de aclararse la garganta. 

          — Es solo que regresaste después de que te fuiste ... Me preguntaba si la elección de las rosas era la culpable ...— Clara y algunas otras criadas se encargaron de decorar el dormitorio esa noche. Podía recordar que Clara hacía todo lo posible por arreglar los pétalos de rosa.

          — No, no es nada de eso —

          — ¿No era la lencería del gusto de Su Majestad, entonces? —

          — Oh no, nada de eso. Todo fue bien. No te preocupes por eso, de verdad — hablé con firmeza — Confías en mí, ¿verdad, Clara?

          La niña me miró en silencio por un segundo antes de sonreír. 

          —…¡Sí! Entiendo. Intentaré hacerlo mejor la próxima vez. ¡Incluso encontré un famoso diseñador de lencería solo por esto! —

          No, por favor, detente mientras estás ahí. Sabelian podría enviarnos a los dos a la guillotina si se entera. Evité sus ojos ya que no podía decir eso en voz alta.

          En ese momento, Norma entró en la habitación, todavía con su atuendo normal de mucama.       

          — Hay un regalo para usted, Lady Abigail —

          — ¿Un regalo?” Ella sostenía una caja, de color negro. La quité de sus manos, un poco sorprendida por su peso — ¿Quién envió esto?

          — Su Majestad fue quien lo envió —

          Eh Sabelian? ¿Un regalo de él ? ¿Pero no recuerdo haber hecho nada que merezca un regalo? Esto me preocupa por alguna razón. No es algo así como un par de zapatos de metal blancos o algo así, ¿verdad? 

          Miré la caja con los ojos llenos de preocupación.

          Clara, sin embargo, lo tomó de manera completamente diferente. 

          — ¡Tal vez sea la ropa interior más adecuada para usted, Lady Abigail! —

          No, no es. Tienes que sacar tu mente de la alcantarilla, chica.

          — Deberías abrirlo! —

          —... Cierto — No podría ser zapatos, ¿verdad? 

          Abrí cautelosamente la caja. Cuando vi el contenido en el interior, no pude evitar que mi mandíbula golpeara el suelo. 

          — ¿ Él fue el que envió esto ? —

          — Sí, lady Abigail —

          Era una muñeca; la misma muñeca de conejito que había hecho para Blanche, hasta su atuendo y textura. Pero no era solo la única muñeca, ya que había otro conejito blanco un poco más grande con un atuendo diferente: el vestido púrpura que había estado usando ese día.

          Las dos conejitas se complementaron perfectamente, al igual que una pareja encantadora de madre e hija.

۩۞۩

Traducción del coreano: Haruparty 

Traducción al español: LiiArz 

Comentario: OWww


Anterior  Siguiente

Lista de capítulos 



Comentarios
* No se publicará la dirección de correo electrónico en el sitio web.
ESTE SITIO FUE CONSTRUIDO USANDO